Pandemia forzó a realizar procesos de reclutamiento completamente digitales

La pandemia forzó a las industrias nacionales a realizar procesos de reclutamiento automatizados y completamente digitales, refirió el miembro de Grupo HCM, Ernesto Munguía Sandoval, en la Universidad Autónoma del Estado de México.

Al dictar la conferencia en línea “Empleabilidad en la nueva normalidad”, organizada por la Facultad de Ingeniería, apuntó que desde hace ocho años en el mundo se llevan a cabo este tipo de procesos y afirmó que las empresas tienden a esta forma de reclutar para tener metodologías más ágiles.

En la coyuntura actual, abundó, las empresas buscan líderes abiertos al cambio, especialistas en tecnología, y rechazan las tareas operativas. Del mismo modo, manifestó, requieren personas ágiles, menos orientadas a las recompensas monetarias y trabajo en equipo.

Asimismo, mencionó que buscan gente orientada al cumplimiento colectivo y que implemente cambios de mediano y alto impacto rápidamente, empática con su equipo u otras áreas y que promueva el consenso.

Munguía Sandoval indicó que a partir de la pandemia se ha evidenciado una carencia importante en disciplina, orientación al logro y el compromiso. Las empresas piden responsabilidad, ya que no existe algún castigo por hora de entrada o salida o aspectos que se desarrollaban únicamente de forma presencial.

Por otro lado, expresó que los portales de empleo son el primer filtro para que alguna persona sea candidato para un puesto. A estos portales especializados se han sumado las redes sociales; incluso, en Twitter ha habido procesos de reclutamiento por medio de hashtags. 

“A partir de ellos se filtran los currículos, experiencia, educación y salario. Luego se evalúan conocimiento específicos y competencias, para pasar a una video entrevista y finalmente, la contratación”.

Ernesto Munguía Sandoval especificó que del total de personal que envía su currículo para un puesto, solo 30 por ciento cubre las especificaciones requeridas. De ellos, solo la mitad pasa alguna evaluación técnica y 70 por ciento la evaluación de habilidad y competencias. Finalmente, solo cinco por ciento del total de las personas accede a una video entrevista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *