Epistolario

JORGE: En Esta vida no puedes estar regañando a tus colaboradores en público, y mucho menos descalificándolos o humillándolos, a riesgo de que te manden a volar o te vayas quedando solo. Si el subsecretario de Gobernación RICARDO PERALTA se reunió con los autodefensas de La Huacana, Michoacán, es porque tenía línea ya sea de doña OLGA SÁNCHEZ CORDERO o del mismísimo presidente. Empero, el Presidente dijo que su gobierno no negocia con grupos armados.

LÓPEZ OBRADOR regañó a PERALTA exigiéndole que se ajuste a la Constitución, pero más grave aún es que desmintió a su secretaria de Gobernación, al negar que se esté platicando con grupos del crimen organizado como lo había asegurado un día antes doña OLGA. La ex ministra de la Corte ya le ha tolerado varias y un día de estos –si no es que ya- le puede renunciar.

No es la primera vez que LÓPEZ OBRADOR descalifica a un funcionario en sus “mañaneras” ante los medios. El jueves 10 de enero, el presidente le llamó la atención a ALFONSO DURAZO, secretario de Seguridad, porque de buenas a primeras declaró que entre los restos del helicóptero que se cayó en Puebla con RAFAEL MORENO VALLE y su esposa MARTHA ERIKA ALONSO, gobernadora de la entidad, no habían encontrado señales de explosivos.

Bueno, hasta ARTURO HERRERA, hoy secretario de Hacienda, siendo subsecretario del ramo comentó el lunes 9 de abril lo que significaría el regreso del impuesto vehicular y el aumento del predial en todo el país. Al otro día, AMLO le asestó un coscorrón a su colaborador frente a la prensa: “No hay aumento de impuestos ni hay impuestos nuevos, los compromisos se cumplen…Digo esto porque ayer salió la noticia de que se iba a restablecer el impuesto de la tenencia. Eso no es cierto”.

DE OTRAS COSAS, PERO relacionadas con la política en esta administración, cada partido tiene su cochinero. La vendetta entre RICARDO MONRREAL y MARTÍ BATRES revela varias cosas, una de ellas es que LÓPEZ OBRADOR navega en aguas pantanosas dentro de su propio partido, en el que han empezado a encenderse las pasiones y lealtades que más adelante, conforme se acerquen las horas de las definiciones, fracturarán la estructura que él ha construido. El Presidente conoce muy bien a la gente de su primer círculo, y no a todos les tiene respeto, aunque los tolera, porque quiere evitar fracturas internas que den al traste con su proyecto de poder. Por un lado están los egresados de la escuela del viejo PRI, que le son incómodos pero tiene que aguantarlos, y por el otro los que lo siguen desde sus tiempos en el PRD y hasta de antes.

En el primer grupo –los que se hicieron al amparo del PRI y aprendieron sus mañas- figuran, entre otros: MANUEL BARTLET, ESTEBAN MOCTEZUMA BARRAGÁN (ex colaborador de ZEDILLO, muy cercano a RICARDO SALINAS), y  ALFONSO DURAZO, quien fuera secretario particular de COLOSIO y hoy es secretario de Seguridad Pública.

En el segundo grupo, por citar algunos: DOLORES PADIERNA, su esposo RENÉ BEJARANO, MARTÍ BATRES, ENCINAS, IFIGENIA NAVARRETE, CLAUDIA CHEINBAUM y YEIDCKOL POLENVSKY GURWICKZ (en realidad CITLALLI IBAÑEZ CAMACHO, nieta de AVILA CAMACHO) y ERÉNDIRA SANDOVAL.  Amigos que no le darían “chaquetazo” aunque con frecuencia los hace objeto de sus fuertes regaños. OTROS AMIGOS, pero que no persiguen el poder, son ALFONSO ROMO, JAVIER JIMENEZ ESPRIU, MIGUEL TORRUCO MARQUEZ, por cierto consuegro de CARLOS SLIM. 

MONRREAL quiere, obvio, el poder y está trabajando para ser candidato a la Presidencia de la República, lo mismo que EBRARD. Aparte de esta coincidencia, A MONRREAL y EBRARD los une también el odio que le tienen a MARTÍ, quien, dicho sea de paso, se excede en el celo hacia su jefe y está pendiente de todos los pasos que dan aquellos. MARCELO cesó a BATRES en septiembre de 2011, como Secretario Desarrollo Social del gobierno capitalino, luego de que BATRES lo criticara públicamente por haber saludado al presidente FELIPE CALDERÓN. En aquel momento, EBRARD se disculpó por su decisión con LÓPEZ OBRADOR, a lo que el ahora presidente consideró que la destitución de BATRES  se debió a discrepancias entre ambos personajes y afirmó que no veía esa acción un ataque en su contra. “Estimo a los dos”, agregó.

Ahora MONRREAL saca a BATRES de la presidencia del Senado con un plan maquiavélico –incluyendo, presuntamente, “cañonazos”- para dejarlo fuera de la jugada y quitárselo de encima. BATRES se había convertido en un incómodo celoso guardián de su jefe y MONRREAL ya no lo soportaba tan cerca de él.  BATRES es frontal, MONRREAL, perverso.

¡Por qué las disputas por el poder? Diría que exceso de celo de unos, los fieles a AMLO, y los otros su sed de poder. LÓPEZ OBRADOR sabe que en MORENA pueden darse fracturas que echen a perder su proyecto, como aquella  que estuvo a punto de producirse cuando MONRREAL, molestísimo porque AMLO no lo hizo candidato a jefe del gobierno capitalino sino a la SHEINBAUM, quería renunciar a MORENA e irse a otro partido.

 Las disputas entre sus colaboradores han llegado a sacar de sus casillas al propio AMLO. De ahí su mensaje en la mañanera del miércoles: “…no dar entrada al oportunismo y la politiquería, que no debe de ser el objetivo buscar el poder por el poder, ni mucho menos la ambición al dinero…El pueblo sabe quién es trepador, oportunista y politiquero”. Adivina adivinador a quien se lo dijo.

MONRREAL ganó este round. No es de dudar que haya grillado a MARTI con AMLO, diciéndole que BATRES se pasó de tueste al no acudir el primero de julio a la concentración en el zócalo, donde AMLO festejó su triunfo electoral. BATRES se disculpó en su momento argumentando que no asistió al evento, porque estaba en sesión extraordinaria en el Senado discutiendo la aprobación de las Leyes de Extinción de Dominio y de Austeridad Republicana.

PORFIRIO MUÑOZ LEDO, viejo lobo de mar, ex priista, advierte en la vendetta un peligro de fractura en el equipo de LÓPEZ OBRADOR. “Estamos en la cuarta transformación, no en la cuarta tranquiza”, dice el presidente de la Cámara de Diputados para llamar la atención de MONRREAL y BATRES a fin de que limen asperezas con diálogo.

P.D.-CARLOS LORET DE MOLA quedó fuera de su noticiero de la mañana en Televisa.