Cada experiencia es como subir un escalón en la vida, incluyendo los llamados errores. Me amo a mí mismo con todos mis errores y tropiezos. Estos errores han sido de mucho valor para mí. Estos errores me han enseñado muchas cosas. Ésta es la manera en que aprendo. Estoy dispuesto a dejar de castigarme a mi mismo por mis errores. En cambio, me amo a mí mismo por la disposición que tengo para aprender y crecer.